Educación Emocional

Howard Gadner habla de la Inteligencia Emocional y de su importancia para el desarrollo global de la persona. Pero, ¿cómo se gestiona esa inteligencia?

La palabra Inteligencia deriba del latín y está relacionada con la capacidad de elección. Es decir, que ser inteligente emocionalmente, implica saber elegir adecuadamente como canalizar lo que sentimos. Y esto es algo que también se puede aprender a hacer, y es de eso, de lo que trata la Educación Emocional.

Dentro de la Inteligencia Emocional, Goleman distingue entre Inteligencia Intrapersonal e Inteligencia Interpersonal. El primer paso para una buena gestión emocional es conocer como están nuestras emociones para después poder lidiar con la de los otros.

Estos dos niveles son los que abordamos en mis formaciones en Inteligencia Emocional. Por un lado, el autoconocimiento de cómo nos encontramos emocionalmente, para poder aboradar a posteriori el encuentro con el otro.

Todo ello lo hacemos a través de un aprendizaje experiencial y colaborativo, a través de dinámicas en las que se utiliza el movimiento y la expresión corporal para integrar plenamente el aprendizaje.

Estas formaciones están dirigidas tanto para profesores como alumnos, pudiéndose adaptar el contenido a las necesidades de cada centro.

Para más información. Ponte en contacto conmigo.

Escribe tu búsqueda y después pulsa Intro para buscar